Menu
La sarrapia, nuestro árbol emblemático

La sarrapia, nuestro árbol emblemático

Si usted recorre Ciudad Bolívar, tal vez no llegue a ver un árbol de sarrapia. Sin embargo, este es el árbol emblemático del estado Bolívar.

Así fue decretado en el año 1952, cuando la comercialización de la sarrapia estaba en auge por su apreciado valor para la industria cigarrera y la perfumería como extraordinario aromatizante y fijador de fragancias.

El árbol de la sarrapia, es decir, el sarrapio, es robusto, de amplia fronda y llega a alcanzar una altura de hasta 30 metros.

Su fruta parece un mango ovalado. Tiene una pulpa escasa sobre una semilla grande de cobertura esponjosa. Dentro de la semilla hay una almendra alargada de la cual se extrae la cumarina, que es la sustancia que le da su valor comercial.

La sarrapia crece silvestre en las selvas y sabanas del bajo y medio río Caura, al occidente de Ciudad Bolívar, donde los campesinos e indígenas se adentran para recoger el fruto caído al suelo.

El primer registro de comercialización de la sarrapia en el estado Bolívar data de 1.846. A mediados de los años 60 su comercialización decayó.

En la actualidad, la sarrapia ha recuperado un poco de su valor, al ser redescubierta por el mundo culinario. Desde el estado Bolívar se exporta a Estados Unidos y Europa.

La sarrapia también se explota en Brasil, Guyana y México, pero la del estado Bolívar es reconocida como la mejor del mundo.

3 weeks, 5 days ago Comentarios desactivados en La sarrapia, nuestro árbol emblemático